Una industria que transita de la AM a la FM
     

CIUDAD DE MÉXICO — La radio mexicana paulatinamente cambia su rostro. De ser una industria de estaciones de AM, pasará a ser una industria de estaciones de FM.

Por Gabriel Sosa Plata

El cambio será radical porque un total de 541 estaciones de AM migrarán hacia la FM, de las cuales 504 corresponden a operadores comerciales (concesiones) y 37 a emisoras educativas, culturales y estatales (permisos). De esta manera, la radio de FM tendrá en México un total de 1.236 estaciones: 942 concesiones y 294 permisos.

La cifra resulta significativa si se considera que en el 2006 la composición de la industria era de 759 estaciones en AM y 473 de FM.

¿Cómo pudo llevarse a cabo esta transformación? Con voluntad política y disponibilidad de espectro radioeléctrico. El 15 de septiembre de 2008, el gobierno federal publicó en el Diario Oficial de la Federación el “Acuerdo por el que se establecen los requisitos para llevar a cabo el cambio de frecuencias autorizadas para prestar el servicio de radio y que operan en la banda de Amplitud Modulada, a fin de optimizar el uso, aprovechamiento y explotación de un bien del dominio público en transición a la Radio Digital”.

Mediante este acuerdo fue posible que, de forma voluntaria, los concesionarios y permisionarios que lo solicitaran podrían cambiar sus frecuencias de AM por frecuencias de FM, siempre y cuando hubiese disponibilidad de espectro y, en el caso de los concesionarios, hicieran un pago. Para la entrega de las frecuencias de FM, el país fue dividido en seis regiones.

Sin embargo, el cambio no ha sido automático. Los operadores tienen un año para transmitir en modalidad de “combo” y posteriormente devolverán las frecuencias de AM, “salvo que en la cobertura de la estación de AM se encuentren poblaciones que únicamente reciben el servicio de AM, debiendo transmitir en forma simultánea el mismo contenido en ambas frecuencias por el tiempo que determine la Comisión en cada caso”.

Estimaciones en la Comisión Federal de Telecomunicaciones (Cofetel) prevén que entre 300 y 350 emisoras de AM serán devueltas al estado, entre los años 2010 y el 2014, lo que obligará a la Cofetel a una replanificación en esta banda y determinar si es conveniente asignar las frecuencias liberadas a empresarios, instituciones de gobierno u organizaciones de la sociedad interesadas.

En su momento, la Cofetel determinó la factibilidad para otorgar 599 frecuencias de FM, pero se presentaron 541 solicitudes. Esto significa que hubo 10 concesionarios y 48 permisionarios que decidieron seguir anclados a la AM.

¿Y qué pasa con el resto de estaciones de AM que no alcanzaron frecuencias de FM? Para estos operadores, entre los cuales están la mayoría de los concesionarios y permisionarios con emisoras de AM en las principales ciudades del país (Monterrey, Guadalajara, Monterrey y las fronterizas), no habrá frecuencias hasta que no se modifique la Norma Oficial Mexicana (NOM) para la operación de estaciones de FM.

Con base en esta norma vigente, las estaciones deben operar con una separación de 800 kHz.

Desde hace años, un sector de los empresarios y la sociedad civil han presionado para que la NOM se modifique y reduzca esta separación a 400 kHz, como lo han hecho otros países. Sin embargo, esto no ha ocurrido, aunque la Cofetel ya dijo que trabaja en la nueva norma, con la participación de los representantes de dependencias gubernamentales y asociaciones de ingeniería involucradas legalmente en estas modificaciones.

No obstante, hay oposición. El presidente de la asociación Radio Independiente de México, Óscar Morales, dijo a Radio World América Latina que no están de acuerdo con la modificación de la NOM porque aumentará significativamente el número de estaciones de FM y no hay mercado publicitario suficiente para todos. También dijo que hay empresarios que “no están dispuestos a devolver los canales de AM porque una FM no alcanza, en la mayoría de los casos, la cobertura de una AM, aunque la autoridad diga lo contrario”.

Radio Independiente agrupa a más de 100 concesionarios que operan casi 300 estaciones de radio, sobre todo de AM, y que durante años buscaron que el gobierno les otorgara frecuencias de FM como una medida para apoyar a una industria de radio de AM que había disminuido de manera considerable sus audiencias y por lo tanto sus ingresos por publicidad. Ahora que la mayoría ha logrado conseguir sus frecuencias de FM se oponen a que otros concesionarios obtengan el mismo beneficio mediante la modificación de la NOM.

Otro de los argumentos para no modificar la NOM es que la tecnología In Band On Channel (IBOC), ya adoptada oficialmente por México el 16 de junio de 2011, no opera adecuadamente en estaciones de FM con una separación de 400 kHz. Esta suposición, sin embargo, ha sido desmentida por el representante en México y América Latina de iBiquity, John Schneider.

En todo caso, el tránsito hacia la FM abre un enorme abanico de posibilidades para el desarrollo de la radio digital terrestre. Con base en el “Acuerdo por el que se adopta el estándar para la Radio Digital Terrestre y se establece la política para que los concesionarios y permisionarios de radiodifusión, en las bandas 535-1705 kHz y 88-108 MHz, lleven a cabo la transición a la tecnología digital”, esta transición es voluntaria.

Hasta fines de 2012, la Cofetel había otorgado más de 40 autorizaciones para transmisiones digitales. Entre las organizaciones radiofónicas que ya transmiten con tecnología IBOC (HD Radio) se encuentran el Instituto Mexicano de la Radio (IMER), Grupo Radio Centro (GRC), Imagen y Grupo Fórmula. Tan sólo en el Distrito Federal ya es posible escuchar 12 estaciones de FM digitales y todas ellas con transmisiones multiseñal o multiprogramación.

La Cofetel reconoce en un informe publicado en diciembre que la radio digital terrestre es aún incipiente “por lo que la política busca generar las condiciones adecuadas, para que la industria realice las inversiones necesarias para el desarrollo de la infraestructura digital, a fin de que puedan incorporar las transmisiones de IBOC”.

Con esta tecnología y el cambio de AM a FM, la radio mexicana vive un cambio técnico, económico y comunicacional muy relevante, que podría modificar los índices de audiencia, los formatos radiofónicos de decenas o cientos de estaciones, así como el interés de los anunciantes a la radio.

El reto siguiente es que haya nuevos operadores para ampliar la competencia y la diversidad en un medio de comunicación que ha sido controlado por prácticamente los mismos grupos comerciales en las últimas décadas. En casi 20 años no se ha entregado ninguna concesión para operar estaciones comerciales, lo que es una muestra del estancamiento de la radio comercial en México.

Gabriel Sosa Plata es profesor de la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM) y periodista, que contribuye regularmente con artículos para Radio World desde México.


Rating People: 0   Average Rating:     
Comment List:


Post your comment

Your Name:  Required
Your Mail:       Your email will not be published.
Your Site:    

max. 800 characters


Posts are reviewed before publication, typically the next business morning. Radio World encourages multiple viewpoints, though a post will be blocked if it contains abusive language, or is repetitive or spam. Thank you for commenting!