Tarjeta de lista de verificación de mantenimiento

Author:
Publish date:
Image placeholder title

Fig. 1: Mantenga los controles de su torre al día.
Una Clínica de Radiodifusores en Wisconsin atrajo a más de 300 inscriptos. Fue una oportunidad muy buena para relacionarse con otros ingenieros y escuchar presentaciones tecnológicas de excelencia.

En el evento hablé con Ed Trombley, uno de los consultores técnicos de la firma Munn-Reese Inc. de Coldwater, Michigan. Me dio una tarjeta de negocios diferente, del tamaño de una tarjeta de índice de 3 por 5 pulgadas. Una cara de la tarjeta contiene toda la información de contacto de la compañía. Al darla vuelta uno encuentra un formulario: "¿Ha visitado la torre últimamente?". Contiene 11 parámetros o controles que deberían efectuarse trimestralmente. Hay casillas de verificación para los meses de enero, abril, julio y octubre.

De un vistazo es posible asegurarse de que sus inspecciones trimestrales a la torre y demás controles se hayan realizado.

Además, hay 11 controles que deberían realizarse en el sitio de transmisión para garantizar que éste respete las normas de la FFC (en Estados Unidos) y las buenas prácticas de ingeniería.

Es una forma estupenda de iniciar un plan de mantenimiento regular, si no se tiene uno. Si usted es un ingeniero de TI al que se le han asignado responsabilidades en un sitio de transmisión recientemente, esta tarjeta de lista de verificación de mantenimiento será una ayuda invalorable.

Para obtener una copia gratis, envíe un sobre tamaño comercial con franqueo pagado y dirigido a usted mismo a Ed Trombley, Engineer, Munn-Reese Inc., P. O. Box 220, Coldwater, MI 49036 USA.

Para obtener más información sobre novedades de ingeniería, visite el sitio Web de la compañía.


-- John Bisset

Related

Image placeholder title

Realice un mantenimiento completo

¿Cuándo fue la última vez que inspeccionó sus torres? La Figura 1 muestra una torre de onda media cercada. La cerca luce un poco débil, pero al menos el pasto está corto. Parece un sitio aceptable, ¿verdad? No vayamos tan