EN ESPAÑOL: ¿Por qué montar una radio on line?

Escrito por: Carlos E. Flores

Carlos E. Flores es periodista y productor peruano de radio basado en Quito, Ecuador.


En el último post señalé que una radio on line — con programación sostenida — no genera mucha audiencia (número de oyentes en línea). Entonces la pregunta que dejé suelta fue: ¿vale la pena montar un proyecto de radio por Internet?

En esta nueva entrega para Radio World te comparto tres razones que no tienen que observarse como “la llave” del éxito, sino como la posibilidad para ingresar el mundo de la radio.

PRIMERA RAZÓN

Si hay una decidida posición de montar un medio en Internet hay que considerar que los costos suelen ser muy bajos en relación a la instalación de un medio en señal analógica. Lo mejor es que no tienes que competir por un espacio en el espectro radioeléctrico (frecuencia), aunque esa opción te aleja de una audiencia potencial más alta que la obtenida por Internet.

Pero la señal por Internet es más “universal”, no conoce fronteras: llega a todo lado donde haya conexión a Internet. La señal analógica tendrá una circunscripción territorial más específica, sea nacional, regional o local. Es una ventana de oportunidad más atractiva si lo vemos desde esa perspectiva. Pero, no te diversifica la audiencia ni te pone en otros escenarios más allá del espacio nacional, por ejemplo.

SEGUNDA RAZÓN

La capacidad de experimentar. En la mayoría de radios con frecuencia, lamentablemente, se apuesta por fórmulas ya conocidas — y que aún dan réditos en términos publicitarios. Esa zona de confort cierra la posibilidad de experimentar otras formas de contar y de producir.

En la radio por Internet puedes darte más tiempo para una producción mejor pensada. Disfrutar los tiempos de pre y post producción. Esto se logra si la futura radio on line no pretende imitar los mismos ritmos de producción de una radio analógica — que suele suceder en muchas emisoras por Internet. Hay, inclusive, la posibilidad de experimentar en la forma cómo se puede plantear una programación.e aún dan réditos en términos publicitarios. Esa zona de confort cierra la posibilidad de experimentar otras formas de contar y de producir.

¿Tiene que ser la clásica fórmula, música y programas de radio? ¿Y qué tal improvisación de sociodramas? ¿Y contar micro cuentos mientras vas pautando música?... Son nuevas fórmulas que valdría la pena poner en práctica para saber cómo reacciona la audiencia.

Más que entregar producción sostenida y permanente, ¿por qué no entregar producción más dosificada, con buen soporte de difusión en redes sociales? ¿Qué puede ser más efectivo: desarrollar un informativo diariamente o presentar un programa de análisis o de periodismo de investigación, con buena publicidad en Facebook o Twitter? Claro, que estas mismas fórmulas pueden aplicarse en las radios analógicas, pero ellos seguirán apostando por la receta conocida. La radio por Internet tiene “menos presión” del día a día y puede tener un margen de acción, creatividad y experimentación más amplio en relación a la radio analógica.

TERCERA RAZÓN

La plataforma Web y las redes sociales. La Web es clave para una radio on line; es el medio por donde se genera más tráfico. La audiencia entra en cualquier momento y toma lo que quiere (comparte y opina). Y las redes sociales, estratégicamente manejadas, abren audiencias que la radio analógica no puede acceder por el alcance de la antena.

La aplicación de SEO (Search Engine Optimization) y SMO (Social Media Optimization) puede abrir posibilidades para generar tráfico a la señal on line como al portal Web. De nuevo, las mismas pueden ser aplicadas para las radios analógicas, pero mientras muchas sigan pensando en las facilidades que puede ofrecer una frecuencia de radio, seguirán descuidando esos nichos que pueden generar otras dinámicas con la audiencia.

Finalmente, si tuviera que responder de manera puntual la pregunta de este post diré: hay en la radio por Internet la mejor posibilidad para poder romper los moldes establecidos, las fórmulas conocidas — que no se trata de abandonarlas. Se trata de repensar, recrear, desafiar.

Y, ¿puede generar sostenibilidad? Creo que sí, pero será un camino largo y hay que meterle mucha pasión — como todo en la vida.

Twitter@carlos_e_flores

Facebookwww.facebook.com/carlosflores.periodista

Share This Post